¿Qué es malware? La definición y los 5 tipos principales

SoftwareLab Blog

¿Qué es Malware?

Malware es un software diseñado para causarle daño a usted o a sus dispositivos. Incluye muchos tipos de programas, como spyware, ransomware, caballos troyanos, rootkits y muchos más. Se pueden expandir manualmente o automáticamente. Oscilan entre ser una mera inconveniencia, hasta ser increíblemente destructivos.

¿Qué aprenderá en este artículo?

La manera más segura de protegerse contra el malware es instalar software antivirus. Puede encontrar nuestra comparación del mejor software antivirus de 2019 aquí. Manténgase protegido en la red.

Tibor Moes

Fundador, SoftwareLab

¿Cuál es la definición de malware?

Según definición, malware es una abreviación de las palabras “malicious software”, software malicioso. Esto significa que el software está diseñado y creado para causar daño a un dispositivo o a su usuario. Es un término general usado para clasificar archivos o software que causan daños una vez que entran en su sistema. Este daño se puede manifestar de muchas formas, a menudo implica robo de datos del ordenador del usuario, encriptar esos datos o simplemente eliminarlos. El malware también tiene la capacidad de cambiar funciones dentro del ordenador o tomar el control sobre él por completo, como ocurre con los botnets y los rootkits.

¿Qué tipos de malware existen?

Dependiendo de la intención de su creador, el malware puede oscilar desde ser un software muy sofisticado, capaz de realizar numerosas funciones, hasta ser simplemente una molestia. Existen muchos tipos de malware, cuyas diferencias se basan en sus elementos o modo de operar. Algunos de estos son:

Virus Informático: Un virus informático es la forma clásica de malware. Es un componente de código o programa que entra en su dispositivo sin que usted lo sepa. Una vez allí, puede causar una serie de daños, desde ralentizar su sistema, deshabilitar partes específicas o tomar el control por completo. Igual que con los virus biológicos, está diseñado para expandirse automáticamente a través de redes y dispositivos.

Spyware: Estos son malware diseñados para recopilar datos del ordenador y sus usuarios. Lo hace con infiltración en el ordenador del usuario y monitorización de sus actividades. Se instala en el ordenador del usuario directamente o mediante explotación de huecos en la ciber seguridad.

Ransomware: Tal y como su nombre indica, el ransomware es un software creado con el propósito de secuestrar datos del ordenador del usuario. El software está diseñado para encriptar los datos delicados del objetivo. Entonces los creadores exigen dinero al usuario para desencriptar los datos.

Troyano Informatico: Este tipo de malware se ha creado para parecer un programa normal. Tanto es así que convence a los usuarios inconscientes para que lo instalen en su ordenador. Una vez instalado y ejecutado, el caballo de Troya puede empezar a realizar la función maliciosa para la que fue creado. Al contrario que los virus y los gusanos, los caballos de Troya rara vez intentan reproducirse y expandirse.

Rootkit: Este tipo de malware es creado para brindar a los cibercriminales permisos del nivel de administrador en el equipo objetivo. Este acceso les permite modificar el sistema del ordenador del usuario. Además, se usa para ocultar la presencia de otro malware en el sistema del ordenador.

Virus Backdoor: Este tipo de malware crea una “entrada secreta” dentro del ordenador del objetivo. A través de esta puerta de atrás, los cibercriminales tienen la capacidad de acceder al ordenador sin el conocimiento del usuario. Los backdoors son creados por otros tipos de malware, como gusanos o caballos de Troya. Con el uso de backdoor, los cibercriminales también eluden los programas de seguridad del ordenador. Un tipo de virus backdoor es el Troyano de Acceso Remoto (RAT).

Al hacer click en los enlaces en la barra a la derecha de este artículo, puede leer sobre muchos más tipos de malware.

¿Cómo eliminar malware?

La mejor manera de eliminar malware es con la instalación de uno de los mejores softwares antivirus. Estas herramientas escanean su sistema, detectan el malware y lo eliminan. Todo automático. Además de esto, previenen la futura instalación de malware en su dispositivo.

Por supuesto, hay algunas herramientas anti-malware que puede instalar gratuitamente, pero esta no es una solución definitiva. Con frecuencia, estos se concentran en eliminar el malware que ya está instalado en su dispositivo, en lugar de prevenir que nuevo malware se instale. Más que prevenir la infección, la aumentan.

El software antivirus en nuestra comparación no solo contiene anti-malware, sino también un amplio espectro de otros elementos que le mantienen protegido tanto en la red, como fuera de ella. Algunos ejemplos son cortafuegos, filtros de spam, control parental, navegador seguro para pagos online, gestores de contraseñas, copia de seguridad online, asesores de páginas web y otros muchos.

¿Cuál es la historia del malware?

Una de las formas más tempranas de malware fue el virus Creeper. Creado por el ingeniero de BBN Technologies, Robert Thomas en 1971, fue creado como experimento para infectar los servidores de aquellos tiempos con ARPANET. No fue creado con fines maliciosos, ni tampoco para robar o encriptar datos. Solamente se movía entre los servidores y emitía el mensaje, “Soy Creeper, cógeme si puedes”.

La versión inicial no se auto reproducía, este elemento fue añadido más tarde por Ray Tomlinson, que hizo “The Creeper”, el primer gusano. El malware empezó a aparecer en la industria tecnológica. En los años 80 se presenció la creación de varios gusanos y virus que infectaban ordenadores personales. Como no había internet en aquel momento, la infección se transmitía mayoritariamente por disquetes. Estos virus primero se crearon para los ordenadores Apple II y Macintosh, más tarde para IBM PC y MS-DOS cuando se hicieron más populares. Internet llevó hacia un auge incluso más grande de la creación y propagación de malware, que ya se podía encontrar en páginas web y archivos de internet descargables.

¿Cómo funciona el malware?

La propagación de malware depende ampliamente de la intención del creador. Para muchos virus y gusanos, la expansión se lleva a cabo con la intención de llegar al mayor número de ordenadores posible. Por definición, la infección se produce cuando los datos se comparten. Esto puede pasar en internet con archivos descargados, archivos adjuntos de emails, enlaces maliciosas o descargas ocultas que se completan sin el conocimiento del usuario.

También ocurre cuando la gente comparte archivos fuera de la red con ordenadores infectados o cuando comparten algunos archivos multimedia. Las infecciones personales en ocasiones se llevan a cabo cuando se usa un puerto USB que contiene malware. A menudo pasa cuando se instalan backdoors o rootkits que permiten a los creadores acceso remoto o acceso de administrador al ordenador de la víctima.

Los avances en ciber seguridad a menudo van de la mano con los avances en malware. Las nuevas cepas están programadas con técnicas más sofisticadas para evadir la detección de los programas antimalware así como los usuarios de los ordenadores. Estas técnicas van desde tácticas sencillas, como el uso de proxies de red (para ocultar las IP de los creadores), hasta formas más sofisticadas de malware independiente. En el segundo caso, el malware evita la detección al ocultarse dentro del sistema RAM. El malware también aprovecha las vulnerabilidades en la seguridad del ordenador. Lo hacen al explotar las similitudes en sistemas operativos para infectar múltiples sistemas. Dicho de otro modo, explotan los defectos del software de seguridad.

¿Qué son los programas similares?

Hay otras formas de software que en ocasiones actúan de modo similar al malware, pero no son estrictamente considerados malware. La diferencia radica en el hecho de que a pesar de que en ocasiones causan daño a ordenadores de otros usuarios, no fueron creados con intenciones malignas.

Un programa de este tipo es el adware. El impacto más grande que tienen son los interminables y molestos anuncios que producen. Esto puede afectar de forma negativa el rendimiento del ordenador. Sin embargo, el adware es conocido por ir acompañado de malware de verdad. También se dan situaciones donde software normal causa daño no intencionado al ordenador de otro usuario debido al mal funcionamiento. Esto ocurre por los errores en su código, este tipo de software se denomina bugs (error).

¿Estás protegido?

Cada minuto, hay más de 400 ataques cibernéticos

SoftwareLab.org is operated by Momento Ventures Inc. © 2019. All rights reserved.

Disclaimer: SoftwareLab.org is not an antivirus, VPN or hosting service provider and does not endorse the use of the products featured on this website for unlawful means. It is the responsibility of the user to adhere to all applicable laws. We have no control over the third-party websites we link to and they are governed by their own terms and conditions. SoftwareLab.org is supported by advertisement in order to be a free-to-use resource. We strive to keep the information accurate and up-to-date, but cannot guarantee that it is always the case.