¿Qué es la prueba de penetración (PEN)?

Por Tibor Moes / Actualizado: Julio de 2023

¿Qué es la prueba de penetración (PEN)?

¿Qué es la prueba de penetración (PEN)?

En el mundo interconectado de hoy en día, las violaciones de la ciberseguridad pueden tener consecuencias devastadoras para empresas y particulares. Una de las formas más eficaces de proteger a su organización de las ciberamenazas es mediante las pruebas de penetración (también conocidas como pen testing).

En esta completa guía, aprenderá sobre la importancia de las pruebas de penetración, los distintos tipos, herramientas y técnicas utilizadas por los profesionales de la ciberseguridad, y cómo las pruebas de penetración regulares pueden ayudar a mantener el cumplimiento de diversas regulaciones y normas.

Resumen

  • Las pruebas de penetración son un ciberataque simulado a un sistema informático para identificar vulnerabilidades de seguridad y evaluar su riesgo. Ayuda a las organizaciones a identificar y corregir las vulnerabilidades de seguridad.
  • Las pruebas de penetración pueden adaptarse a las necesidades de una organización. Algunos tipos comunes de pruebas de penetración incluyen las pruebas de penetración de aplicaciones y web, de redes y de ingeniería social.
  • Los tres enfoques principales de las pruebas de penetración son caja negra, caja blanca y caja gris. Las pruebas de caja negra proporcionan la menor cantidad de información sobre el sistema objetivo, mientras que las de caja blanca proporcionan la mayor cantidad. La caja gris se sitúa en algún punto intermedio.

No se convierta en víctima del cibercrimen. Proteja sus dispositivos con el mejor antivirus y su privacidad con la mejor VPN.

Comprender las pruebas de penetración

Las pruebas de penetración son un elemento crucial de la ciberseguridad que ayuda a las organizaciones a identificar y abordar las vulnerabilidades de sus sistemas. Mediante la simulación de la explotación al estilo hacker, las pruebas de penetración evalúan la postura de seguridad de las aplicaciones y la infraestructura de una organización, descubriendo los riesgos de seguridad y validando los controles de seguridad. Estas pruebas pueden realizarse utilizando una combinación de herramientas automatizadas y técnicas manuales por profesionales de la seguridad experimentados, también conocidos como hackers éticos.

Pero, ¿por qué son importantes las pruebas de penetración y cómo contribuyen a mantener la postura de seguridad de una organización? Sumerjámonos y exploremos más a fondo.

Definición de las pruebas de penetración

Las pruebas de penetración son el proceso de evaluación de la postura de seguridad de una organización mediante la identificación de vulnerabilidades y el intento de explotarlas. Esto se consigue mediante una combinación de técnicas automatizadas y manuales, con la ayuda de herramientas de pruebas de penetración. El objetivo principal de una prueba de penetración es descubrir cualquier debilidad de seguridad en el software y los sistemas de una organización, proporcionando así información valiosa sobre la postura general de seguridad.

Un probador de penetración, también conocido como hacker ético, es un profesional cualificado que lleva a cabo estas pruebas. Son expertos en muchas tecnologías, como la infraestructura de servidores, las aplicaciones web, las plataformas cliente y las redes IP. Su vasta experiencia les proporciona una ventaja incomparable en el sector. A menudo poseen certificaciones para adquirir experiencia en piratería informática y ciberseguridad. Algunos ejemplos son Certified Ethical Hacker (CEH) y Certified Information Systems Security Professional (CISSP).

El trabajo del probador consiste en imitar ataques del mundo real, buscando vulnerabilidades en el sistema objetivo y documentando sus hallazgos para ayudar a la organización a abordar cualquier fallo de seguridad descubierto.

Metas y objetivos de las pruebas de penetración

El objetivo principal de las pruebas de penetración es identificar los riesgos, validar las medidas de seguridad y garantizar el cumplimiento de los requisitos normativos. Al descubrir fallos de seguridad y vulnerabilidades en los sistemas de una organización, las pruebas de penetración ayudan a las organizaciones a priorizar sus inversiones en seguridad y a tomar decisiones informadas sobre cómo mejorar su postura de seguridad.

Vale la pena señalar que las pruebas de penetración no son lo mismo que la evaluación de la vulnerabilidad, aunque a menudo se confunden. La evaluación de la vulnerabilidad es un proceso más amplio que incluye las pruebas de penetración como componente clave, pero siguen siendo dos procesos distintos. Las pruebas de penetración se centran en la explotabilidad y el impacto potencial de las vulnerabilidades, lo que permite a las organizaciones comprender la gravedad de estos fallos y tomar las medidas adecuadas.

El proceso de las pruebas de penetración

Un proceso típico de pruebas de penetración implica cuatro pasos principales: Planificación y alcance, recopilación de información y reconocimiento, evaluación de vulnerabilidades y explotación, y elaboración de informes y corrección. Cada una de estas etapas desempeña un papel crucial para garantizar una prueba de penetración completa y eficaz.

Analicemos cada una de estas etapas con más detalle.

Planificación y alcance

La fase inicial de planificación de una prueba de penetración es esencial, ya que sienta las bases de todo el proceso. Durante esta fase, la organización y el probador de penetración discuten el alcance de la prueba, el presupuesto y los objetivos, como el tipo de pruebas a realizar, a quién hay que informar sobre la prueba y el nivel de acceso que tendrán los probadores.

Una planificación y un alcance adecuados garantizan que la prueba se realice correctamente y cumpla los objetivos de la organización.

Recopilación de información y reconocimiento

En la etapa de recopilación de información y reconocimiento, el probador de penetración recopila datos sobre el sistema objetivo para identificar posibles debilidades de seguridad. Esta información puede incluir direcciones IP, cortafuegos, conexiones, nombres, cargos y direcciones de correo electrónico.

El objetivo de esta etapa es descubrir toda la información de acceso público sobre el sistema objetivo, así como cualquier información adicional que pueda ayudar a explotar las vulnerabilidades.

Evaluación y explotación de vulnerabilidades

La etapa de evaluación y explotación de vulnerabilidades implica analizar el sistema objetivo en busca de vulnerabilidades e intentar explotarlas para obtener acceso. Para ello se utiliza una combinación de herramientas automatizadas y técnicas manuales, como marcadores de guerra, escáneres de puertos, escáneres de vulnerabilidades de seguridad y mapeadores de red.

El objetivo de esta etapa es escalar privilegios y obtener un mayor acceso al sistema, demostrando el alcance de las posibles brechas de seguridad.

Informes y soluciones

La etapa final del proceso de pruebas de penetración es la de elaboración de informes y corrección. En esta etapa, se documentan los hallazgos de la prueba de penetración y se sugieren estrategias de remediación para abordar las vulnerabilidades identificadas. Es esencial abordar estas vulnerabilidades para prevenir posibles brechas y amenazas a la seguridad.

También puede ser necesario repetir las pruebas para garantizar que los cambios aplicados son eficaces y tienen en cuenta cualquier cambio en el entorno informático o en los métodos de ataque.

Tipos de pruebas de penetración

Las pruebas de penetración pueden adaptarse a las necesidades y objetivos específicos de una organización. Algunos tipos comunes de pruebas de penetración incluyen las Pruebas de Penetración de Aplicaciones y Web, las Pruebas de Penetración de Red y las Pruebas de Penetración de Ingeniería Social. Estas pruebas se centran en diferentes aspectos de la infraestructura de seguridad de una organización, lo que permite una evaluación exhaustiva de las vulnerabilidades potenciales.

Echemos un vistazo más de cerca a cada uno de estos tipos de pruebas.

Pruebas de penetración en aplicaciones y en la Web

Las pruebas de penetración de aplicaciones y web se centran en la identificación de vulnerabilidades de seguridad en las aplicaciones web. Estas pruebas evalúan la seguridad general y los riesgos potenciales de las aplicaciones web, garantizando que están adecuadamente protegidas frente a amenazas como el acceso no autorizado y la violación de datos.

Al abordar estas vulnerabilidades, las organizaciones pueden mejorar la seguridad de sus aplicaciones web y salvaguardar los datos sensibles de posibles ataques.

Pruebas de penetración en la red

Penetración en la red. El objetivo de las pruebas es descubrir los puntos débiles de la seguridad en la infraestructura de red de una organización. Empleando una combinación de herramientas automatizadas y técnicas manuales, los encargados de las pruebas de penetración pueden identificar vulnerabilidades en el entorno de red e intentar explotarlas.

Los beneficios de las pruebas de penetración en la red incluyen ayudar a las organizaciones a identificar y abordar cualquier debilidad de seguridad antes de que puedan ser explotadas por actores maliciosos y garantizar el cumplimiento de los requisitos reglamentarios.

Pruebas de penetración de ingeniería social

Las pruebas de penetración de ingeniería social evalúan la susceptibilidad de una organización a los ataques de ingeniería social, como el phishing y el pretexto. Estas pruebas evalúan la eficacia de la formación de los empleados y de las políticas de seguridad, identificando las vulnerabilidades potenciales que podrían explotarse mediante tácticas de ingeniería social.

Mediante la realización de pruebas de penetración de ingeniería social, las organizaciones pueden descubrir fallos en sus políticas y procesos de seguridad, lo que les permite aplicar los cambios necesarios y reducir el riesgo de ataques de ingeniería social con éxito.

Enfoques de las pruebas de penetración

Se pueden emplear varios enfoques para las pruebas de penetración en función de las necesidades y objetivos específicos de una organización. Estos enfoques incluyen las pruebas de caja blanca, caja negra y caja gris, cada una de las cuales proporciona diferentes niveles de acceso y conocimiento al probador de penetración. Comprender estos enfoques puede ayudar a las organizaciones a seleccionar el método de prueba más adecuado para sus requisitos específicos.

Exploremos cada uno de estos enfoques con más detalle.

Pruebas de caja blanca

Las pruebas de caja blanca proporcionan al probador de penetración un conocimiento completo del sistema objetivo, incluidos el código fuente, la arquitectura y los diagramas de red. Este conocimiento exhaustivo permite al probador identificar vulnerabilidades potenciales y vectores de ataque que pueden no ser evidentes a través de otros métodos de prueba.

La ventaja de las pruebas de caja blanca es que ofrecen una visión completa de la seguridad del sistema, lo que permite a las organizaciones abordar incluso las vulnerabilidades más remotas.

Pruebas de caja negra

Por el contrario, las pruebas de caja negra no proporcionan al probador de penetración ningún conocimiento previo del sistema objetivo. Este enfoque obliga al probador a utilizar las mismas técnicas que un atacante real, lo que le permite detectar, exponer y explotar las vulnerabilidades al máximo.

Al simular ataques del mundo real, las pruebas de caja negra ayudan a las organizaciones a identificar posibles lagunas de seguridad y a aplicar los cambios necesarios para mejorar su postura de seguridad general.

Pruebas de caja gris

Las pruebas de caja gris, por otro lado, proporcionan un conocimiento limitado del sistema objetivo al probador de penetración. Este enfoque combina aspectos tanto de las pruebas de caja blanca como de las de caja negra, permitiendo al probador dirigirse a áreas específicas del sistema sin tener acceso completo a toda la infraestructura.

La ventaja de las pruebas de caja gris es que permiten una evaluación más precisa y específica de las vulnerabilidades potenciales, evitando las conjeturas y reduciendo el tiempo necesario para el proceso de pruebas.

Herramientas y técnicas de pruebas de penetración

Los profesionales de la ciberseguridad utilizan una variedad de herramientas y técnicas de pruebas de penetración para llevar a cabo pen tests exhaustivos y eficaces. Estas herramientas pueden ir desde soluciones de código abierto hasta productos comerciales, cada uno de los cuales ofrece características y capacidades únicas para ayudar en el proceso de pruebas. Además, se pueden emplear métodos de prueba manuales y automatizados para adaptarse a los requisitos específicos de la organización y a la naturaleza de las vulnerabilidades que se están evaluando.

Echemos un vistazo más de cerca a algunas herramientas y técnicas populares de pruebas de penetración.

Herramientas comerciales y de código abierto

Las herramientas de código abierto y las comerciales son soluciones de software utilizadas para las pruebas de penetración. Las herramientas de código abierto son de uso gratuito y pueden ser modificadas por cualquiera, mientras que las herramientas comerciales suelen comprarse y no están abiertas a modificaciones.

Algunas de las herramientas de pruebas de penetración de código abierto más populares son Nmap, Metasploit, SQLmap y OWASP ZAP, mientras que Burp Suite es una herramienta comercial muy conocida. Utilizando estas herramientas, los profesionales de la seguridad pueden identificar y abordar eficazmente las vulnerabilidades de seguridad de sus sistemas y aplicaciones.

Pruebas manuales frente a automatizadas

Tanto los enfoques de pruebas manuales como los automatizados ofrecen sus propias ventajas y desventajas cuando se trata de pruebas de penetración. Las pruebas manuales permiten una evaluación más exhaustiva del sistema, descubriendo fallos causados por diferentes entradas y garantizando una mejor experiencia del usuario. Por otro lado, las pruebas automatizadas son más fiables y rentables, ya que permiten una ejecución más rápida de las pruebas y una reducción de los falsos positivos.

Las organizaciones deben considerar cuidadosamente las necesidades y objetivos específicos de sus esfuerzos de pruebas de penetración al decidir entre métodos de pruebas manuales y automatizados.

Pruebas de conformidad y de penetración

Las pruebas de penetración desempeñan un papel crucial a la hora de garantizar el cumplimiento de diversos reglamentos y normas de ciberseguridad. Al validar los controles de seguridad existentes y detectar posibles vulnerabilidades, las pruebas de penetración ayudan a las organizaciones a cumplir sus requisitos normativos y evitar posibles sanciones.

En esta sección, exploraremos algunos requisitos normativos comunes que obligan a realizar pruebas de penetración y los beneficios de las pruebas de penetración basadas en el cumplimiento.

Requisitos reglamentarios

Varios requisitos normativos obligan a realizar pruebas de penetración, dependiendo del sector y del país. Algunas normativas comunes que exigen pruebas de penetración son la Ley de Portabilidad y Responsabilidad de los Seguros Médicos (HIPAA), la Norma de Seguridad de Datos del Sector de las Tarjetas de Pago (PCI DSS) y la ISO 27001.

Estas normativas pretenden garantizar la confidencialidad, integridad y disponibilidad de los datos sensibles, exigiendo a las organizaciones que apliquen las medidas de seguridad adecuadas y realicen pruebas de penetración periódicas para mantener el cumplimiento.

Ventajas de las pruebas de penetración basadas en la conformidad

Las pruebas de penetración basadas en el cumplimiento ofrecen varias ventajas a las organizaciones. Al identificar las posibles brechas de seguridad y validar la eficacia de los controles de seguridad, las pruebas basadas en el cumplimiento pueden ayudar a las organizaciones a cumplir los requisitos normativos y evitar posibles sanciones.

Además, las pruebas basadas en el cumplimiento proporcionan información valiosa sobre las vulnerabilidades potenciales, lo que permite a las organizaciones priorizar sus inversiones en seguridad y tomar decisiones informadas sobre cómo mejorar su postura de seguridad.

Frecuencia y mejores prácticas de las pruebas de penetración

Se recomienda que las organizaciones realicen pruebas de penetración manuales al menos una o dos veces al año o cada vez que se produzcan actualizaciones o cambios importantes en una aplicación. Además, al programar las pruebas de penetración, las organizaciones deben tener en cuenta los cambios en la infraestructura de la red, las aplicaciones y los requisitos normativos.

Mediante la realización periódica de pruebas de penetración y el seguimiento de las mejores prácticas, las organizaciones pueden mantener una gestión coherente de la seguridad de TI y de la red, al tiempo que identifican cualquier riesgo potencial de nuevas amenazas o vulnerabilidades.

Elegir un proveedor de pruebas de penetración

Al seleccionar un proveedor de pruebas de penetración, es esencial tener en cuenta factores como la experiencia, las certificaciones y la metodología. Evalúe las referencias y la reputación del proveedor, y asegúrese de que cuenta con las habilidades y la experiencia necesarias para llevar a cabo una prueba de penetración exhaustiva y eficaz.

Además, considere el tipo específico de pruebas de penetración requeridas y asegúrese de que el proveedor es capaz de cumplir estos requisitos. Seleccionando cuidadosamente a un proveedor de pruebas de penetración, las organizaciones pueden asegurarse de que sus sistemas se evalúan a fondo y son seguros frente a posibles amenazas.

Resumen

En conclusión, las pruebas de penetración son un aspecto crítico de la ciberseguridad, ya que ayudan a las organizaciones a identificar y abordar las vulnerabilidades de sus sistemas y aplicaciones. Mediante la comprensión de los distintos tipos de pruebas de penetración, enfoques, herramientas y técnicas, las organizaciones pueden evaluar eficazmente su postura de seguridad y mantener el cumplimiento de los requisitos reglamentarios. Las pruebas de penetración regulares son esenciales para garantizar una gestión coherente de la seguridad de TI y de la red, salvaguardando en última instancia los datos sensibles y evitando ciberataques devastadores. No permita que su organización sea víctima de las ciberamenazas: haga de las pruebas de penetración una prioridad y manténgase a la vanguardia.

Cómo mantenerse seguro en línea:

  • Utilice contraseñas seguras: Utilice una contraseña única y compleja para cada cuenta. Un gestor de contraseñas puede ayudarle a generarlas y almacenarlas. Además, active la autenticación de dos factores (2FA) siempre que esté disponible.
  • Invierta en su seguridad: Comprar el mejor antivirus para Windows 11 es clave para su seguridad en línea. Un antivirus de alta calidad como Norton, McAfee o Bitdefender salvaguardará su PC de varias amenazas en línea, incluyendo malware, ransomware y spyware.
  • Tenga cuidado con los intentos de phishing: Sea precavido cuando reciba comunicaciones sospechosas que le pidan información personal. Las empresas legítimas nunca le pedirán datos confidenciales por correo electrónico o mensaje de texto. Antes de hacer clic en cualquier enlace, asegúrese de la autenticidad del remitente.
  • Manténgase informado: En nuestro blog cubrimos una amplia gama de temas de ciberseguridad. Y hay varias fuentes creíbles (en inglés) que ofrecen informes y recomendaciones sobre amenazas, como NIST, CISA, FBI, ENISA, Symantec, Verizon, Cisco, Crowdstrike y muchas más.

¡Manténgase seguro en Internet!

Preguntas más frecuentes

A continuación encontrará las preguntas más frecuentes.

¿Qué se entiende por pruebas de penetración?

Las pruebas de penetración consisten en simular un ciberataque a un sistema informático para identificar las vulnerabilidades de seguridad y evaluar su riesgo. A través de las pruebas, las organizaciones pueden comprender mejor las amenazas potenciales a sus sistemas y datos, así como encontrar formas de mitigarlas.

Las organizaciones pueden utilizar las pruebas de penetración para identificar los puntos débiles de sus sistemas de seguridad, como software sin parches, contraseñas débiles y cortafuegos mal configurados. Al comprender estas debilidades, las organizaciones pueden mejorar.

¿Qué son las pruebas de penetración (con ejemplo)?

Las pruebas de penetración son un proceso que consiste en intentar comprometer intencionadamente un sistema informático o una red para identificar vulnerabilidades que un atacante podría explotar. Por ejemplo, utilizando una combinación de herramientas de software y técnicas manuales, un probador de penetración puede revelar cualquier debilidad de seguridad en un sistema objetivo.

¿Cuáles son los 3 tipos principales de pen testing?

Los tres tipos principales de pruebas de penetración son caja negra, caja blanca y caja gris. Las pruebas de caja negra son las que menos información proporcionan, mientras que las de caja blanca son las que más. La caja gris se sitúa en algún punto intermedio.

Autor: Tibor Moes

Autor: Tibor Moes

Fundador y redactor jefe de SoftwareLab

Tibor ha probado 39 programas antivirus y 30 servicios VPN, y posee un certificado de posgrado en ciberseguridad de la Universidad de Stanford.

Utiliza Norton para proteger sus dispositivos, CyberGhost para su privacidad y Dashlane para sus contraseñas.

Puede encontrarle en LinkedIn o ponerse en contacto con él aquí.